caserita.es.

caserita.es.

Crema de bogavante fría para una cena de verano

Crema de bogavante fría para una cena de verano

Introducción

Cuando llega el verano, a muchos nos apetece cambiar nuestros hábitos alimenticios y apostar por comidas más frescas y ligeras. Una opción perfecta para una cena de verano puede ser una crema de bogavante fría. Esta receta es sencilla de preparar y resulta muy sabrosa. Además, su textura cremosa y su aspecto sofisticado la convierten en un plato ideal para sorprender a los invitados en cualquier evento o celebración.

Ingredientes

Para preparar una deliciosa crema de bogavante fría, necesitarás los siguientes ingredientes:
  • 2 bogavantes
  • 2 cebollas
  • 2 zanahorias
  • 2 tomates
  • 3 dientes de ajo
  • 1 puerro
  • 1 ramita de apio
  • 1 pimiento rojo
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Vino blanco
  • 1 l de caldo de pescado
  • 500 ml de nata
  • Sal y pimienta

Elaboración

Paso 1: Preparación de los bogavantes

Lo primero que debemos hacer es cocer los bogavantes. Para ello, los pondremos a hervir en una olla con agua y sal durante unos 15-20 minutos. Una vez que estén cocidos, los sacaremos del agua y dejaremos que se enfríen.

Paso 2: Sofreír las verduras

Mientras tanto, pelaremos y picaremos las cebollas, las zanahorias y el puerro. También picaremos los tomates y el ajo. En una sartén grande, añadiremos un poco de aceite de oliva y sofreiremos todas las verduras hasta que estén tiernas.

Paso 3: Añadir el bogavante

Una vez que las verduras estén pochadas, pelaremos los bogavantes y les quitaremos las cabezas. Las añadiremos a la sartén junto con las verduras y las sofreiremos durante unos minutos más.

Paso 4: Añadir el vino blanco

A continuación, añadiremos un poco de vino blanco a la sartén y lo dejaremos evaporar durante unos minutos.

Paso 5: Añadir el caldo de pescado

Ahora, incorporaremos el caldo de pescado a la sartén y dejaremos que se cocine todo junto durante unos 20 minutos.

Paso 6: Triturar las verduras y el bogavante

Una vez que los ingredientes estén cocidos, los trituraremos hasta obtener una crema homogénea. Para ello, podemos usar una batidora de mano o un procesador de alimentos.

Paso 7: Añadir la nata

A continuación, añadiremos la nata a la crema de bogavante y removeremos bien.

Paso 8: Enfriar la crema

Una vez que tengamos nuestra crema de bogavante lista, la dejaremos enfriar en la nevera durante unas horas para que esté bien fresquita.

Paso 9: Decorar la crema

Por último, podemos decorar la crema con un poco de pimiento rojo picado o con unas hojas de perejil fresco.

Conclusión

La crema de bogavante fría es una opción ideal para sorprender a nuestros invitados en una cena de verano. Con tan solo unos pocos ingredientes, podemos preparar un plato fresco, sabroso y sofisticado que seguro que dejará a todos con ganas de repetir. Anímate a probar esta receta y disfruta del sabor del mar en tu mesa.